Trastornos de la Adaptación

¿Qué es un trastorno de la adaptación?

Un trastorno de la adaptación es una reacción emocional o del comportamiento ante una situación identificable que provoca estrés o un cambio en la vida al cual la persona no se ha ajustado adecuadamente, o que de alguna forma constituye una respuesta no saludable ante esa situación o al cambio. La reacción debe producirse en un lapso de tres meses posteriores al suceso o al cambio que provoca el estrés. En el caso de niños o adolescentes, este suceso puede ser una mudanza, el divorcio o la separación de los padres, la pérdida de una mascota o el nacimiento de un hermano, por mencionar algunos.

¿Qué causa los trastornos de la adaptación?

Los trastornos de la adaptación son una respuesta al estrés. No hay un solo vínculo directo entre el suceso estresante y la reacción a éste. Los niños y los adolescentes tienen diversos temperamentos, experiencias distintas, un diferente grado de vulnerabilidad y diferentes formas de confrontar los eventos difíciles. Su etapa de desarrollo y la capacidad de su sistema de apoyo de satisfacer sus necesidades específicas relacionadas con el estrés son factores que pueden contribuir a las reacciones que tengan ante una situación estresante determinada. Los factores que causan estrés pueden también variar en su duración, intensidad y efectos. No hay evidencia de que un determinado factor biológico cause los trastornos de la adaptación.

¿A quiénes afectan los trastornos de la adaptación?

Los trastornos de la adaptación son bastante frecuentes en los niños y adolescentes. Afectan por igual a los varones como a las hembras. Si bien hay trastornos de la adaptación en todas las culturas, los factores que provocan estrés y las señales que se manifiestan varían según la cultura. Los trastornos de la adaptación pueden producirse en cualquier edad; sin embargo, se cree que sus características difieren en los niños y adolescentes respecto de los adultos. Las diferencias se manifiestan en la naturaleza de los síntomas, en su gravedad y duración y en los resultados. Los síntomas de los adolescentes se manifiestan más en el comportamiento, como expresar impulsos reprimidos, mientras que los adultos tienen más síntomas depresivos.

¿Cuáles son los síntomas de un trastorno de la adaptación?

En todos los trastornos de la adaptación, la reacción ante el factor que provoca estrés parece ser una intensificación de la reacción normal o una reacción que interfiere significativamente con el transcurso normal de las actividades sociales, profesionales, o educativas. Existen seis subtipos del trastorno de adaptación basados en el tipo de los síntomas principales experimentados. A continuación encontrará los síntomas más comunes de cada uno de los subtipos del trastorno de adaptación. Sin embargo, cada niño puede experimentarlos de una forma diferente. Los síntomas pueden incluir:

  • Trastorno de adaptación con depresión
    Los síntomas pueden incluir:
    • Un estado de ánimo deprimido.
    • Tendencia al llanto.
    • Sentimientos de desesperanza.
  • Trastorno de adaptación con ansiedad
    Los síntomas pueden incluir:
    • Nerviosismo.
    • Preocupación.
    • Inquietud.
    • Temor a la separación de personas importantes en su vida.
  • Trastorno de la adaptación con ansiedad y estado depresivo
    Es una combinación de los síntomas anteriores (estado depresivo y ansiedad).
  • Trastorno de adaptación con alteración de la conducta
    Los síntomas pueden incluir:
    • Violación de los derechos de los demás.
    • Violación de las normas y reglas sociales (faltar a la escuela, destrucción de la propiedad, manejar sin precaución, peleas).
  • Trastorno de la adaptación con perturbación de las emociones y del comportamiento
    Es una combinación de los síntomas de todos los tipos anteriores (estado depresivo, ansiedad y comportamiento).
  • Trastorno de la adaptación no específico
    Reacciones ante sucesos que provocan estrés que no pueden clasificarse en ninguno de los tipos descritos anteriormente. Puede tratarse de comportamientos tales como aislamiento social o inhibiciones ante actividades normales (por ejemplo, la escuela o el trabajo).

Los síntomas característicos de los trastornos de la adaptación pueden parecerse a los de otros problemas médicos o psiquiátricos. Siempre consulte al médico de su hijo para obtener un diagnóstico.

¿Cómo se diagnostican los trastornos de la adaptación?

Los psiquiatras especializados en niños y adolescentes y los profesionales de la salud mental diagnostican habitualmente un trastorno de la adaptación después de una evaluación psiquiátrica completa y una entrevista con el niño o adolescente y sus padres. Durante esa entrevista, se hace una historia detallada del desarrollo, los sucesos vitales, las emociones y comportamientos del paciente, así como del suceso que provocó el estrés.

Tratamiento de los trastornos de la adaptación:

El tratamiento específico de los trastornos de la adaptación será determinado por el médico de su niño basándose en lo siguiente:

  • La edad de su hijo, su estado general de salud y su historia médica.
  • La extensión de los síntomas de su hijo.
  • El subtipo de trastorno de la adaptación.
  • La tolerancia de su hijo a determinados medicamentos, o terapias.
  • Sus expectativas para la trayectoria de la enfermedad.
  • Su opinión o preferencia.

El tratamiento puede incluir:

  • Psicoterapia individual con enfoques cognitivo-conductistas
    Los enfoques cognitivo-conductistas se utilizan para mejorar la capacidad de resolver problemas según la edad, la capacidad de comunicación, el control de los impulsos, la capacidad de dominar la ira y la capacidad de controlar el estrés.
  • Terapia familiar
    La terapia familiar tiene a menudo como objetivo la introducción de cambios necesarios en la familia, como por ejemplo, mejorar la capacidad de comunicación y fomentar la interacción entre los miembros de la familia, así como aumentar el apoyo mutuo.
  • Terapia de grupo
    La terapia de grupo con los compañeros a menudo se enfoca en desarrollar y utilizar las capacidades sociales e interpersonales.
  • Medicamentos
    Si bien los medicamentos tienen una importancia muy limitada en el tratamiento de los trastornos de la adaptación, es posible utilizarlos durante períodos breves si algún síntoma específico es muy intenso y se sabe que responde al medicamento en cuestión.

Prevención de los trastornos de la adaptación:

Hasta el momento, no se conocen medidas preventivas que permitan reducir la incidencia de los trastornos de la adaptación en los niños. Sin embargo, la detección e intervención tempranas pueden reducir la gravedad de los síntomas, estimular el crecimiento y el desarrollo normal del niño, y mejorar la calidad de vida de los niños o adolescentes que tienen trastornos de adaptación.

Haz click aquí para ir a la página de
Recursos en la Red de La Salud Mental de Niños y Adolescentes

Call 877-RES-INFO for Nurse Advice, Doctor Referrals or Class Registration Monday - Friday 8 am to 8 pm • Weekends 8 am to 4:30pm