Nutrición

La importancia de estar saludable antes de concebir:

La nutrición previa a la concepción es una parte fundamental de la preparación para el embarazo. Factores como el peso de una mujer comparado con su altura y lo que come pueden jugar un papel importante en la salud de la madre durante el embarazo y en la salud del feto en desarrollo.

El peso antes del embarazo:

El peso de una madre antes del embarazo influye en forma directa sobre el peso que tendrá su bebé al nacer. Los estudios muestran que las mujeres que tienen un peso inferior al normal tienen más probabilidades de tener un bebé pequeño, a pesar de que en el embarazo pueden aumentar lo mismo que una mujer en peso. Las mujeres con sobrepeso tienen mayor riesgo de sufrir complicaciones en su embarazo, como por ejemplo la diabetes gestacional o alta presión sanguínea. Consulte a su médico para saber si debe perder o aumentar de peso antes de quedar embarazada.

La nutrición antes del embarazo:

Muchas mujeres no tienen una dieta bien balanceada antes del embarazo y pueden no tener el estado nutricional adecuado para los requerimientos del embarazo. En general, una mujer embarazada necesita agregar alrededor de 300 calorías más para alcanzar las necesidades de su cuerpo y del feto en desarrollo. Sin embargo, esas calorías, al igual que la dieta completa, deben ser saludables, balanceadas y nutritivas.

La pirámide alimentaria es una guía para ayudarles a usted y a su hijo a tener una dieta sana. La pirámide alimentaria puede ayudarles a usted y a su hijo a comer una variedad de alimentos al mismo tiempo que fomenta el consumo de la cantidad correcta de calorías y grasa. El Departamento de Agricultura de Estados Unidos (United States Department of Agriculture, su sigla en inglés es USDA) y el Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos (US Department of Health and Human Services) han preparado la siguiente pirámide alimentaria para guiar a los padres en la selección de los alimentos para los niños desde 2 años de edad.

Pirámide Guía de La Alimentación para Niños, USDA

La pirámide alimenticia está dividida en 6 secciones de diferentes colores que representan los 5 grupos de alimentos más los aceites:

  • El naranja representa los granos: La mitad de los granos que consume cada día deben ser granos enteros. Los alimentos con granos enteros incluyen la avena, la harina de trigo integral, la harina de maíz integral, al arroz integral y el pan integral. Lea las etiquetas de los alimentos procesados; las palabras “entero” o “grano entero” deben estar antes en la lista que otros granos específicos del producto.
  • El verde representa los vegetales: Varíe las verduras de su dieta. Escoja distintos vegetales, entre ellos los de color verde oscuro y naranja, las legumbres (chícharos y frijoles), los vegetales almidonados y otras clases.
  • El rojo representa las frutas: Concéntrese en las frutas. Cualquier fruta o jugo de fruta 100 por ciento natural forma parte del grupo de frutas. Las frutas pueden ser frescas, enlatadas, congeladas o deshidratadas, y pueden comerse enteras, cortadas o en puré.
  • El amarillo representa los aceites: Conozca cuáles son los límites de grasa, azúcar y sal (sodio). La mayor parte de la grasa que consume debe provenir del pescado, las nueces y los aceites vegetales. Limite las grasas sólidas como la mantequilla, la margarina, la mantequilla de cerdo y la grasa.
  • El azul representa la leche: Ingiera alimentos ricos en calcio. La leche y los productos lácteos contienen calcio y vitamina D, que son ingredientes importantes para la formación y mantenimiento de los huesos. A partir de los dos años de edad, utilice leche con bajo contenido de grasa o descremada.  Sin embargo, durante el primer año de vida, los bebés deben alimentarse con leche materna o una fórmula fortificada con hierro.  La leche entera de vaca se puede introducir en la dieta del bebé luego de su primer año, pero la leche con bajo contenido de grasa o descremada no debe utilizarse hasta que el niño tenga, por lo menos, dos años de edad.
  • El violeta representa la carne y los frijoles: Consuma proteínas bajas en grasa. Escoja las carnes magras o de bajo contenido graso y la carne de ave. Varíe los alimentos proteicos; escoja más pescado, nueces, semillas, chícharos y frijoles.

La actividad también está representada en la pirámide por los escalones y la persona que los sube, para que no olvidemos la importancia de la actividad física diaria.

Para encontrar más información sobre las Recomendaciones alimenticias para los estadounidenses del año 2005 y para establecer cuáles son las adecuadas para la edad, el sexo y el nivel de actividad física de su hijo/a, visite la página Los Recursos en la Red, que contiene enlaces a los sitios de la Pirámide alimenticia y las Recomendaciones alimenticias del año 2005. Tenga en cuenta que la Pirámide alimenticia fue diseñada para las personas mayores de dos años que no padecen enfermedades crónicas.

Además, se deben incluir los siguientes nutrientes en la dieta previa a la concepción y se debe continuar durante el embarazo:

  • ácido fólico
    El Servicio de Salud Pública de Estados Unidos (US Public Health Service) recomienda que las mujeres en edad fértil consuman 400 microgramos (0,4 mg) de ácido fólico por día. El ácido fólico, un nutriente presente en algunas verduras de hojas verdes, en la mayoría de las bayas, nueces, frijoles, frutos cítricos, cereales fortificados para el desayuno y algunos suplementos vitamínicos, puede ayudar a reducir el riesgo de defectos congénitos del cerebro y la médula espinal (llamados defectos del tubo neural). El defecto del tubo neural más común es la espina bífida (que consiste en que las vértebras no se fusionan como corresponde, por lo que la médula queda expuesta), lo que puede provocar diversos grados de parálisis, incontinencia y, en ocasiones, retraso mental.

    El ácido fólico es muy beneficioso durante los 28 días posteriores a la concepción, que es cuando se produce la mayor parte de los defectos del tubo neural. Lamentablemente, muchas mujeres no advierten que están embarazadas antes de los 28 días. Por lo tanto, la ingestión de ácido fólico debe comenzar con anterioridad a la concepción y continuar durante el embarazo. Su médico le recomendará la cantidad apropiada de ácido fólico para satisfacer sus necesidades individuales.

    La mayoría de los médicos recetan un suplemento prenatal antes de la concepción, o poco después, para asegurarse de que las necesidades nutricionales de la mujer queden cubiertas. No obstante, un suplemento prenatal no reemplaza una dieta sana.

  • Hierro
    Muchas mujeres tienen bajas reservas de hierro como resultado del período menstrual y las dietas bajas en hierro. El almacenamiento de hierro ayuda a preparar el cuerpo de la madre para las necesidades del feto durante el embarazo. Las buenas fuentes de hierro incluyen las siguientes:
    • Las carnes - vaca, puerco, cordero; el hígado y otras vísceras
    • Las aves - pollo, pato, pavo; el hígado (especialmente la carne oscura)
    • El pescado y el marisco, incluyendo las almejas, los mejillones y las ostras, las sardinas, las anchoas
    • Los vegetales de hojas verdes de la familia del repollo, como el brócoli, la col rizada, el nabo verde y las acelgas
    • Las legumbres, como las habas y los guisantes (arvejas); los frijoles y guisantes secos, como los frijoles pintos, los frijoles de carete y los frijoles cocinados enlatados
    • El pan y los bollos de harina integral con levadura
    • Pasta, arroz, cereales y pan blanco enriquecidos con hierro
  • Calcio
    La preparación para el embarazo incluye la fortificación de los huesos. Si la dieta del embarazo es pobre en calcio, el feto puede extraerlo de los huesos de la madre, lo que puede poner a las mujeres en riesgo de desarrollar osteoporosis en el futuro. La dosis de calcio recomendada para la mayoría de las mujeres que no están embarazadas es de 1200 miligramos y se necesitan 400 miligramos adicionales durante el embarazo. Tres o más ingestas de leche u otro producto lácteo por día equivalen a 1200 miligramos de calcio.

Haz click aquí para ir a la página de
Recursos en la Red de El Embarazo de Alto Riesgo

Call 877-RES-INFO for Nurse Advice, Doctor Referrals or Class Registration Monday - Friday 8 am to 8 pm • Weekends 8 am to 4:30pm
 
Topic Index