Ejercicio y las Personas de Edad Avanzada

El ejercicio beneficia a personas de todas las edades:

Un programa regular de ejercicio brinda un sinnúmero de beneficios, incluso para las personas afectadas por condiciones como dolor de articulaciones, dolor de espalda, artritis u osteoporosis, o para aquéllas que se están recuperando de una lesión o una intervención quirúrgica (por ejemplo, un reemplazo de articulación o artroscopia). También se ha demostrado que el ejercicio es beneficioso para personas de todas las edades, ya que contribuye a reducir la presión sanguínea, reduce el peligro de caídas y lesiones graves (como fracturas de cadera o de muñeca) y reduce la pérdida de tono muscular y masa ósea. Además el ejercicio contribuye a lograr lo siguiente:

  • Aumentar la flexibilidad del cuerpo.
  • Tonificar los músculos.
  • Fortalecer los huesos.
  • Mejorar la movilidad y el equilibrio.
  • Mejorar la imagen de uno mismo.
  • Aliviar el insomnio.
  • Aliviar la tensión y el estrés.
  • Mantener un peso saludable.
  • Mejorar el estado cardiovascular.
  • Controlar el apetito.
  • Aumentar los niveles de colesterol de lipoproteínas de alta densidad (su sigla en inglés es HDL), el colesterol "bueno".
  • Reducir el riesgo de enfermedades (por ejemplo, la diabetes).
  • Alegría y diversión.
  • Una vida más larga y más sana.
  • Reducir los dolores en los músculos y las articulaciones.
Fotografía de una familia caminando en la playa

El ejercicio y las personas de edad avanzada:

Nunca es demasiado tarde para comenzar un programa de ejercicio físico. Gracias a los adelantos científicos y en materia de tecnología médica, el promedio de las expectativas de vida está aumentando tanto para los hombres como para las mujeres. Junto con la expectativa de vivir una vida más larga, las personas buscan una mejor calidad de vida, y dan mayor importancia a una vida independiente y saludable. El ejercicio físico es una excelente manera de mantener activas a las personas mayores, pero es necesario tomar ciertas precauciones. No es preciso que el ejercicio sea demasiado vigoroso para que sea beneficioso. Un paseo por el parque o 30 minutos de trabajo en el jardín pueden resultar muy beneficiosos para el cuerpo y la mente de una persona de cualquier edad.

Si padece de alguna condición médica o bien se dispone a iniciar un programa de ejercicio físico, asegúrese de consultar con su médico antes de iniciarlo para cerciorarse de que el programa elegido haya sido concebido pensando en su salud y bienestar.

Haz click aquí para ir a la página de
Recursos en la Red de La Cirugía Ortopédica

Call 877-RES-INFO for Nurse Advice, Doctor Referrals or Class Registration Monday - Friday 8 am to 8 pm • Weekends 8 am to 4:30pm