Ecografía

Fotografía de un médico al realizar un ultrasonido en una mujer embarazada

¿Qué es la ecografía?

La ecografía es una técnica de diagnóstico que utiliza ondas de sonido de alta frecuencia
para crear una imagen de los órganos internos. Durante el curso del embarazo, suele realizarse una ecografía de exploración para controlar el crecimiento normal del feto y verificar la fecha de parto. También es posible que se realicen ecografías en varios momentos del embarazo por diferentes motivos:

En el primer trimestre:

  • Para establecer las fechas del embarazo
  • Para determinar la cantidad de fetos e identificar las estructuras de la placenta
  • Para diagnosticar un embarazo ectópico o un aborto espontáneo
  • Para examinar el útero y la anatomía de la pelvis
  • En algunos casos, para detectar anomalías del feto

En el segundo trimestre: (denominado a veces "examen de la semana 18 a la 20")

  • Para confirmar las fechas del embarazo
  • Para determinar la cantidad de fetos y examinar las estructuras de la placenta
  • Como ayuda en pruebas prenatales, como la amniocentesis
  • Para examinar la anatomía del feto y determinar la presencia de alguna anomalía
  • Para verificar la cantidad de líquido amniótico
  • Para examinar los patrones de flujo sanguíneo
  • Para observar el comportamiento conducta y la actividad fetal
  • Para examinar la placenta
  • Para medir la longitud del cuello uterino
  • Para controlar el crecimiento del feto

En el tercer trimestre:

  • Para controlar el crecimiento del feto
  • Para verificar la cantidad de líquido amniótico
  • Como parte de otra prueba, como por ejemplo, el perfil biofísico
  • Para determinar la posición del feto
  • Para evaluar la placenta

¿Cómo se realiza la ecografía?

Si bien los detalles específicos de cada procedimiento varían levemente, en general, las ecografías siguen el proceso detallado a continuación. Durante el embarazo, se pueden realizar dos tipos de ecografía:

  • Ecografía abdominal
    En una ecografía abdominal, se aplica gel sobre el abdomen y se desliza un transductor de ultrasonido sobre el gel para crear la imagen. Para este tipo de ecografía, que se realiza en los primeros meses del embarazo, es necesario que la mujer tenga la vejiga llena. Esto ayuda a que el útero pueda visualizarse mejor.
  • Ecografía transvaginal
    En una ecografía transvaginal, se inserta un pequeño transductor de ultrasonido más pequeño dentro de la vagina, el cual se coloca contra la parte posterior de la misma para crear la imagen. La ecografía transvaginal produce imágenes más nítidas y generalmente se realiza en los primeros meses del embarazo.

Para documentar las observaciones, es posible guardar las imágenes ecográficas como fotografías o en video.

¿Cuáles son los riesgos y los beneficios de la ecografía?

Se desconoce cualquier evidencia de cualquier tipo de riesgo o daño que una ecografía pueda ocasionarle al feto. La madre puede manifestar algún tipo de malestar por la presión que ejerce el transductor de ultrasonido o por tener la vejiga llena, condición necesaria para las pruebas que se realizan en los primeros meses del embarazo.

La ecografía es una técnica que se mejora y perfecciona constantemente. Como ocurre con cualquier prueba, es posible que los resultados no tengan una exactitud total. No obstante, la ecografía provee información valiosa para los padres y los profesionales de la salud en su tarea de proporcionar cuidados para el embarazo y el feto. Además, la ecografía les brinda a los padres la oportunidad única de ver a su bebé antes del nacimiento, lo cual los ayuda a sentirse más unidos y a establecer una relación temprana con el niño.

Haz click aquí para ir a la página de
Recursos en la Red de El Embarazo de Alto Riesgo

Call 877-RES-INFO for Nurse Advice, Doctor Referrals or Class Registration Monday - Friday 8 am to 8 pm • Weekends 8 am to 4pm
 
Topic Index